¿Dónde se aplica?

Labios: Sensualidad y atractivo

Los labios son, el punto más sensual de nuestro rostro. Resaltar su atractivo es el cometido de la Micropigmentación.

Embellecimiento, perfección, armonía, volumen óptico, arreglar imperfecciones, perfilar la silueta, modificar su dibujo…

La moda actual que imponen labios gruesos y sensuales ha aumentado su demanda, pero no hay que olvidar que además de la estética, la Micropigmentación puede corregir imperfecciones y mejorar el aspecto de labios como arruguitas peribucales, que podrán ser maquillados sin peligro de que el carmín se canalice en ellas. Todo ello con los resultados naturales y tonalidades suaves que son los más solicitados.

Cejas: Perfección y armonía

Las cejas son el elemento estético que determina la expresividad y equilibrio del rostro.

Indispensable a cualquier edad para corregir asimetrías o imperfecciones. Para quienes necesitan maquillar sus cejas diariamente por alopecia, la técnica de Micropigmentación, es una necesidad.

Entre 45 y 65 años se recurre a los “efectos lifting” al remodelar la “estructura óptica” de los párpados mediante el rediseño de la forma de las cejas.

Esta técnica se realiza pelo a pelo y con tonalidades naturales que armonicen con el cabello, los ojos y el tipo de piel.

Eye liner: Elegancia y naturalidad

La naturalidad debe estar por encima de cualquier premisa. El objetivo es aumentar ópticamente el volumen de tus pestañas y elevar el ojo

También podemos crear efectos especiales bicolor, tricolor, puntos de luz y efectos perlados.

Reconstrucción de areolas: Autoestima

La Micropigmentación no solo sirve para equilibrar el rostro o embellecer rasgos. Con la Micropigmentación podemos ayudarte a verte y a sentirte aún mejor.

Podemos disimular una cicatriz en la areola o reconstruir una areola completa.

Pequeños tatuajes semipermanentes:

Con la Micropigmentación podemos realizar pequeños tatuajes de forma semipermanente, para aquellas personas que quieran un detalle de fantasía… pero que no dure toda la vida.